Iglesia Anglicana

Iglesia Anglicana
San Andres Apostol

domingo, 6 de mayo de 2012

Nuestra Historia



La Iglesia de Inglaterra remonta su historia a los primeros siglos de la Cristiandad, y sabemos que para 180 estaba ya establecida la diócesis de Londr. Las evidencias arqueológicas demuestran un cristianismo muy temprano, llevado a las islas Británicas, seguramente por esclavos de los asentamientos Romanos o por cristianos que huían a las islas Británicas para liberarse de la persecución, probablemente a través de las rutas comerciales del estaño compartidas con Irlanda y España y existió independientemente al igual que muchas otras comunidades cristianas de esa era. Los registros señalan la presencia de obispos británicos concurriendo al Concilio de Arlés en el 314 y, mucho más destacable, Gran Bretaña fue el hogar de Pelagio, cuyas enseñanzas (Pelagianismo) se enfrentaron y casi derrotaron la doctrina sobre el pecado original desarrollada por Agustín de Hipona.
De tal forma que cuando llega San Agustín de Canterbury con una misión de monjes en el año 597, para "evangelizar" a los pueblos Anglos, se encontraron con una iglesia ya establecida, aunque totalmente nativa. A esta primera iglesia se le conoce como Iglesia Celta.
Con la ayuda de los cristianos de Kent, el misionero estableció su iglesia en Canterbury, antigua capital del reino (ahora es Maidstone), y fue el primer arzobispo de la sede.
Simultáneamente, la Iglesia Celta de San Columba continuó evangelizando Escocia. Así, la Iglesia Celta y la iglesia Continental, traída por San Agustín, durante un siglo trabajaron en forma conjunta, hasta que por cuestiones prácticas se fusionan en el Sínodo de Whitby en el año 644.
Durante los siglos siguientes, el sistema continental introducido por San Agustín de Canterbury absorbió gradualmente a las iglesias cristianas celtas preexistentes.

Isabel I de Inglaterra retratada por Nicholas Hilliard en 1585.
La iglesia de Inglaterra estuvo unida a la Iglesia católica o universal hasta el cisma de la Iglesia Católica de oriente y occidente en el año 1054, en el cual la Iglesia Romana se cismo de la Iglesia Oriental que hoy conocemos como Ortodoxa. Por lo tanto la Iglesia Anglicana como parte de la Cristiandad Occidental se mantuvo como parte de la Iglesia Romana hasta separarase de ella en 1534, durante el reinado de Enrique VIII. Una separación teológica se venía gestando en medio de la Iglesia británica a través de movimientos como el de los Lolardos, pero la Reforma Inglesa ganó verdadero sustento político cuando Enrique VIII quiso "anular" su matrimonio con Catalina de Aragón (de acuerdo al Derecho canónico). Bajo presión del sobrino de Catalina, el emperador del Sacro Imperio Romano Germánico Carlos V, el Papa Clemente VII, inicialmente favorable a la solicitud, la rechazó, y finalmente, el rey Enrique VIII, aunque teológicamente un católico romano devoto (proclamado "Defensor de la Fe" por sus ataques al Luteranismo), decidió convertirse en Jefe Supremo de la Iglesia de Inglaterra para asegurar la anulación de su matrimonio.
Enrique mantuvo una fuerte preferencia por la liturgia católico-romana tradicional durante su reinado, los reformadores protestantes no pudieron realizar prácticamente ningún avance en las doctrinas y prácticas de la Iglesia de Inglaterra bajo su mandato. Pero bajo el gobierno de su hijo, Eduardo VI (1547 - 1553), la iglesia llegó a ser teológicamente protestante aunque fuese solo hasta retornar a la Iglesia Católica Romana durante el reinado de la reina María Ien 1555 (que fue apodada por sus detractores como "María la Sanguinaria" - Bloody Mary). El establecimiento, bajo el gobierno de Elizabeth I (a partir de 1558) de una Iglesia de Inglaterra claramente protestante, pero moderada, (pues reconocía su herencia católica y apostólica), permitió consolidarla legalmente (conforme al estado y parte de él) y permitirle acomodar dentro de su comunión a una amplia gama de posiciones teológicas, lo cual ha sido, desde entonces, una de sus características esenciales.

Iglesia San Andrés

Iglesia San Andrés
C/ Santa Lucía 13